Lógica de un niño de 5 años.

Ayer estaba yo buscando por el patio a todos los que tenían que venir conmigo a clase, cuando me encontré a uno de mis preferidos (sé que no debo tenerlos… pero es inevitable), Maksim, este crio me encanta, tiene una imaginación increíble y a la vez, a sus cinco añitos es la persona más lógica que conozco, todo lo razona, y le busca la lógica a su manera. CAPERUCITA ROJA A Maksim el Olentzero le trajo una cueva en el monte y una caja de cartón que convertía su casa en lo que él quisiera, o eso nos dijo, y yo no conseguía adivinar si su madre era muy lista y aprovechó la imaginación para no gastarse un duro o él prefería esos regalos a otros más tangibles. El caso es, que ayer me lo encontré muy interesado escuchando a una niña mayor que estaba contándoles el cuento de Caperucita Roja a él y otros compañeros de su clase. En el momento en que ella decía que Caperucita entraba en casa de la abuelita y en la cama estaba el lobo, y caperucita exclamaba “¡Pero qué orejas más grandes tienes!” Maksim se levanto y le dijo a la niña, “Yo creo que la ama de Caperucita le tendría que llevar al médico porque esa niña necesita gafas, ¿cómo no distingue a su abuela del lobo? Mi abuela no se parece en nada a un lobo” Ante semejante afirmación el cuento quedo suspendido y empezaron a debatir si tenía razón o no. A lo que todos concluyeron que si caperucita hubiera llevado gafas todo habría sido diferente. Yo fui testigo de la escena entre divertida y alucinada, a mis 28 años nunca se me había ocurrido que lo que necesitaba Caperucita eran gafas.

Un beso…

6 pensamientos en “Lógica de un niño de 5 años.

  1. Los niños son así. Que envidia el vivir cosas así. Yo admiro muchísimo a los profesores, fíjate que mis hijos están en la ESO ya, que las historias como las que cuentas pasaron ya a la historia y nunca mejor dicho. Ahora son otras anécdotas las que animan las horas de las comidas pero todas ellas hacen que yo cada vez más admire esa profesión, ya que me doy cuenta de lo importantísimos que son los profesores para mis hijos todavía. Lo comentaba en el blog de emejota en el que ella recordaba a un alumno especial. Así como los profes tienen alumnos especiales (aunque no deban, no se puede evitar) también hay profesores que «marcan» muy positivamente a los alumnos.
    Felicidades porque ser testigo de esas «cosas de niños» no es moco de pavo.
    Un beso.

  2. Eva, desde luego, tengo suerte, porque ocurrencias muy parecidas a estas escucho todos los días. jejeje! Y he de decir que muchas veces tienen las cosas mucho mas claras que nosotras!

    Light my fire; uff!! es un GRAN niño con mayusculas, es genial… sólo espero que no se estropee con los años, sería una verdadera pena.

    Un beso para las dos.

  3. Radamnthys; No sabes bien todas las sonrisas que me arrancan ellos a diario! Son muy divertidos!

    Boli Vic: mmmm si, creo que se atrebe a decir todo lo que nosotros nos callamos. Y sí mañana es nuestro día!! uff!! lo tengo que celebrar trabajando! no es justo!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *